Existe una diferencia entre uñas de gel duro y acrílicas.

Por lo tanto, lo ideal es conocerlas perfectamente antes de decidir qué técnica elegir. Precisamente, la decisión final dependerá exclusivamente de los gustos personales y también de cada una de las necesidades que se tenga en el momento.

En la actualidad usar uñas postizas es absolutamente común. A la hora de elegir el material es muy importante que se conozca cuál es la diferencia entre unas uñas de gel duro y uñas acrílicas. Ciertamente, conocer en detalle cuáles son sus diferencias, permite distinguir sus ventajas y desventajas además de elegir la más adecuada para las necesidades de cada persona.

¿Cuáles son las diferencias específicas entre uñas de gel duro y acrílicas?

Materiales

Las principales diferencias que existen entre las uñas de gel y acrílicas es el material que las componen.

Uñas de gel

Precisamente, las uñas de gel utilizan una técnica mucho más avanzada y moderna que el acrílico, pues son de oligómero y su forma se consigue a través de la exposición a los rayos ultravioletas que le otorga la lámpara.

Uñas acrílicas

En cambio, las uñas acrílicas necesitan utilizar una combinación de un líquido específico y un polímero en polvo. De este modo, se forma una capa que después tomará forma de plástico duro.

Mantenimiento

Otra de las cuestiones importantes es el mantenimiento que necesitan cada una de ellas. En este sentido, las dos necesitan un mantenimiento por igual, ya que en gran medida dependerá el crecimiento de la uña.

Naturalidad

Sin embargo, es válido insistir que la naturalidad que otorga las uñas de gel que es difícil de lograr con cualquier otra clase de material. El gel se adapta perfectamente a cada parte de la uña logrando reproducir no solo su tamaño natural sino también su aspecto. Por lo tanto, respetar la estructura de la uña permitirá que se mantenga absolutamente saludable.

Comodidad

Otro de los factores más sobresalientes que posee la uña de gel es la comodidad, debido a que la mayoría de las clientas que la utilizan aseguran que no sienten la diferencia con sus uñas naturales. Por lo tanto, pueden realizar cualquier clase de tarea laboral o bien doméstica, sin ninguna clase de inconvenientes.

Duración

Las uñas de gel duro y de acrílico duran aproximadamente 3 ó 4 semanas. Durante ese período de tiempo, se mantendrá un estado absolutamente estético.

Asimismo, es válido destacar que cada persona puede elegir el diseño que más se ajuste a su personalidad. No necesariamente necesitan que las uñas sean largas o de colores sino que la persona puede limarlas y darles el largo que prefiera e incluso dejarlas cortas o bien cuadradas.

Por su parte, las uñas acrílicas o de gel duro son más duras y aguantan golpes más fuertes, pero necesitan de la manutención de un servicio de uñas profesional, ya que resulta prácticamente imposible repararlas en el hogar.

En definitiva, conociendo en detalle las ventajas y desventajas de las uñas postizas se puede elegir la que mejor se adapte a cada una de las necesidades que se tenga en el momento.

WhatsApp